Vuelta al origen. A los valores de siempre. A la autenticidad de Rioja. A nuestra vocación de trascender.
La historia de Bodegas Montecillo comienza en 1870, siendo la tercera bodega fundada en la Rioja y la primera de Fuenmayor. Desde hace casi 150 años mantenemos viva la tradición de elaborar vinos que expresen el espíritu auténtico de Rioja.
Bodegas Montecillo nace en Fuenmayor, uno de los pueblos de mayor tradición e historia de la Rioja Alta. «El Montencillo», que tiempo atrás dio nombre a nuestra bodega, era un paraje de características orográficas singulares de gran calidad vitivinícola, y que simboliza hoy la filosofía de nuestra bodega: una vocación y un carácter, porque en la viña está el origen y el fundamento de lo que somos.
Montecillo consigue coherencia y consistencia de calidad añada tras añada, gracias a la rigurosa selección de la mejor uva, dando como resultado vinos que destacan por su elegancia, complejidad y equilibrio.